Ley de dependencia

LEY DE PROMOCIÓN DE AUTONOMIA PERSONAL Y ATENCIÓN A LAS PERSONAS EN SITUACIÓN DE DEPENDENCIA

(Ley 39/2006 de 14 de diciembre)

La ley 39/2006, de 14 de diciembre, regula las condiciones básicas de la promoción de la autonomía personal  y de atención a las personas en situación de dependencia.

El objeto de esta Ley es reconocer un derecho subjetivo: el derecho a la promoción de la autonomía personal y de atención a las personas en situación de dependencia.

¿A quiénes va dirigida esta Ley?

A todas las personas que se encuentren en situación de dependencia:

Personas mayores dependientes.

Discapacitados moderados, severos o grandes dependientes.

Niños menores de tres años con problemas de dependencia.

Personas con discapacidad psíquica, intelectual y con enfermedad mental dependientes.

¿Qué se entiende por “Dependencia”?

Por dependencia se entiende: “el estado de carácter permanente en que se encuentran las personas que, por razones derivadas de la edad, la enfermedad o la discapacidad, y ligadas a la falta o a la pérdida de autonomía física, mental, intelectual o sensorial, precisan de la atención de otra u otras personas o ayudas importantes para realizar actividades básicas de la vida diaria o, en el caso de personas con discapacidad intelectual o enfermedad mental, de otros apoyos para su autonomía personal”.

Grados de dependencia.

La situación de dependencia se clasifica en tres grados y cada uno de ellos en dos niveles.

Grado III.  Gran dependencia. Cuando la persona necesita ayuda para realizar varias actividades básicas de la vida diaria varias veces al día y, por su pérdida total de autonomía física, mental, intelectual o sensorial, necesita la presencia indispensable y continua de otra persona.

Grado II. Dependencia severa. Necesita ayuda para realizar varias actividades básicas de la vida diaria dos o tres veces al día, pero no requiere la presencia permanente del cuidador.

Grado I. Dependencia moderada. Necesita ayuda para realizar varias actividades básicas de la vida diaria, al menos una vez al día.

Calendario de aplicación de la Ley.

La efectividad del derecho a las prestaciones de dependencia, se realizará progresiva y de modo gradual de acuerdo con el siguiente calendario:

Año 2007: Grado III, Niveles 2 Y 1

Año 2008-2009: Grado II, Nivel 2

Año 2009-2010: Grado II, Nivel 1

Año 2011-2012: Grado I, Nivel 2

Año 2013-2014: Grado I, Nivel 1

Forma de acceso a las prestaciones contempladas por la Ley de Dependencia.

1.- El procedimiento para el reconocimiento de la situación de dependencia se iniciará a instancias de los/as ciudadanos/as que podrán presentar la solicitud en los Ayuntamientos, Direcciones Territoriales y Dirección General de la Conselleria de Bienestar Social.

2.- Las solicitudes serán evaluadas por los órganos que designe la Comunidad Autónoma.

3.- Los servicios sociales de la Comunidad Autónoma establecerán un Programa Individual de Atención (PIA) donde se detallarán los servicios y prestaciones a los que accederá.

4.- El reconocimiento del derecho será expedido por la Comunidad Autónoma correspondiente y tendrá validez en todo el Estado.

Prestaciones de atención a la dependencia.

Las prestaciones de atención a la dependencia podrán tener naturaleza de servicios y de prestaciones económicas.

Catálogo de servicios:

Servicio de Teleasistencia.

Servicio de Ayuda a Domicilio.

Servicio de Centro de Día.

Servicio de Atención Residencial.

Servicios de Promoción de la Autonomía Personal: Centro de Atención Temprana. Centro de Atención a Mayores, Centro de Rehabilitación e Inserción Social, Viviendas Tuteladas.

Prestación económica para cuidados en el entorno familiar y apoyo a cuidadores no profesionales.  

Prestación económica de asistencia personal.

Este servicio lo presta una Trabajadora Social, Victoria Mas Camarasa y atiende en el despacho del primer piso del Hogar del Jubilado, C/ Mayor, 22 los lunes de 10 a 13 horas. Teléfono 96 3764093